Mantenimiento Páginas Web

¿Debo contratar el mantenimiento de mi web?

A día de hoy, tener una página web cualquiera ya no basta. En estos tiempos que corren, y más todavía en los que vendrán, la competencia se está multiplicando en el apartado online y un modesto espacio desactualizado y sin cuidar es totalmente insuficiente. La web, ya al nivel de importancia del local físico, debe disponer de un mantenimiento diario que la haga estar lo más presentable posible para recibir a tus clientes.

Mantenimiento web

La mayoría de la gente cree que el tener una web no obliga a contratar este servicio, pero no hay nada más lejos de la realidad. ¿Quieres saber por qué? En este artículo te vamos a explicar la importancia del mantenimiento web, en qué consiste, el precio que puede llegar a tener y todo lo que va a aportarte a ti y a tu negocio. 

¿Es realmente necesario el mantenimiento web?

Cada vez son más las empresas que deciden contratar un mantenimiento web por un motivo que ya debería derrocar todo lo demás: te ahorra tiempo y, pese a lo que pueda parecer al principio, dinero. Los nuevos tiempos, adelantados por todo lo que ha supuesto la crisis del covid-19, han obligado a una infinidad de negocios a poner al día su apartado online y eso les ha hecho chocarse con una realidad que, aunque parezca evidente, a algunos les ha costado ver: necesitan especialistas.

Hoy en día, no estar en Internet significa no estar, como habrás podido leer en muchos sitios, pero este dicho se ha generalizado tanto que el simple hecho de estar ya no es suficiente. Tu competencia también está al tanto de esto y, si quieres superarla, tendrás también que dar lo mejor de ti para llevarte la mayor cantidad de clientes posibles. Es aquí donde realmente destaca la necesidad de una figura especializada, ya sea un creador de campañas de Ads, un consultor SEO, un gestor de redes sociales o, lo que atañe a este artículo, la contratación de un mantenimiento web que haga destacar tu página sobre todas las demás.

La importancia del mantenimiento web

El mantenimiento web es más importante de lo que a simple vista puede parecer. Un error muy generalizado es el considerar tu web como un escaparate del que solo te tienes que preocupar cuando necesitas cambiar algunos productos o hacer algún pequeño o gran rediseño, pero no es así. El mantenimiento web debe ser llevado a cabo de forma continua y profesional para evitar problemas mayores y, por consiguiente, de mayor coste.

¿Te imaginas contar con unas instalaciones muy amplias, con todo tipo de lujos a disposición de tus clientes, pero que todo estuviese lleno de polvo y desordenado? ¿No, verdad? Pues lo mismo ocurre con tu página web. Por muy cuidado que haya sido el desarrollo de tu sitio, es labor del mantenimiento web el lograr que siga siendo un espacio agradable y perfecto para que tus clientes puedan navegar tranquilamente.

Llevar a cabo esta labor es un reto diario que debe ir incluido dentro de todo lo que debes hacer por tu negocio. Sé que puede sonar alarmista o poco flexible, pero te aseguro que no hacerlo puede tener consecuencias críticas e irreversibles para tu empresa. Dada su importancia, lo mejor es que contrates a un profesional, pero… ¿cuánto cuesta?

Presupuesto para el mantenimiento de tu web

El mantenimiento web tiene infinidad de variables que pueden ir desde el rediseño de la arquitectura, el mantenimiento del servidor, el SEO, la analítica, el diseño gráfico… La cantidad de factores que influirían en el precio es tan grande que no se puede dar un precio con exactitud de lo que sería el presupuesto del mantenimiento web. Sin embargo, empresas como Prismalia, experta en arquitectura web, ofrecen un servicio personalizado en el cual sus grandes profesionales se ponen a tu disposición para diseñar la estrategia que mejor se adapta a ti.

Lo óptimo para tu negocio es esto mismo, que sea la empresa a la que consultas la que analice tu caso en concreto y te ofrezca un presupuesto acorde a tus necesidades y teniendo en cuenta la dimensión del proyecto. No es lo mismo un Ecommerce con 2.000 productos que una web informativa a la que quieres introducirle formas de que el cliente contacte. Por eso mismo el precio tampoco debería ser el mismo.

Para no dejarte con la duda al completo y tratar de orientarte, podríamos decir que una cuota mensual básica, que apenas incluirá la vigilancia de la página para evitar graves incidencias, copias de seguridad y actualizaciones periódicas, rondará los 30 euros mensuales. De ahí a lo que cada uno quiera para su negocio, existe un trecho que aumentará el precio considerablemente.

Además, este tipo de contrataciones requerirá de un trabajo inicial que normalmente no se cobra, pero sí obliga a firmar una permanencia de, por lo común, 6 meses.

Partes fundamentales del mantenimiento web

Como hemos comentado anteriormente, un mantenimiento web tiene diferentes variantes que ganan o no importancia en función del tipo de proyecto. Por ello, vamos a explicar más detalladamente las partes más importantes que puede incluir el mantenimiento de un sitio web.

Optimización constante de la web y el servidor

Tu web no es una excepción y, como todas, requerirá de una optimización constante tanto de la web como del servidor para mantenerse a la última y corregir de manera instantánea cualquier error que se haya podido generar. Las normas por las que se rige Internet cambian cada día y mantener tu web optimizada de cara a esos requisitos en todo momento te dará una ventaja sobre tu competencia.

Uno de los aspectos principales de esta optimización es el WPO, que viene siendo el tiempo de respuesta de la página web. Optimizar la carga será una ventaja de cara a reducir los usuarios rebotados, mejorar la percepción que tus clientes tienen de tu sitio web y alargar su estancia en tu espacio, aumentando así las posibilidades de convertir al visitante en un comprador.

Existen diversas formas para optimizar esta velocidad de carga, pero las más comunes son el escoger un buen servidor, el uso de la memoria caché, la minificación del código o la reducción del tamaño de imágenes y vídeos.

Monitorización continua

El estar constantemente actualizada va a la par de una monitorización continua que permitirá detectar errores e incluso ataques (sí, ataques, son más comunes de lo que puedas pensar) al instante. Esto no solo minimizará los errores causados, sino que ayudará a identificar rápidamente el impacto de mejoras añadidas, permitirá analizar el tráfico de cara a obtener una mayor conversión y ver qué es lo que más gusta a tus clientes.

Sin embargo, el fin principal de esta monitorización es el de lograr una estabilidad en la web, de forma que esté siempre funcional para todo aquel que quiera visitarla. Esto viene a ser que el profesional estará pendiente en todo momento de que la web no sufra caídas o desconexiones por parte de cualquiera de los elementos que la conforman.

Actualización de contenidos

El mantenimiento web puede incluir también la actualización de contenidos, lo cual aportará un mayor dinamismo a tu espacio digital y atraerá más visitantes. La estrategia de contenidos no es algo que deba hacerse a la ligera y requerirá de un análisis del mercado, de saber qué interesa a la gente que te compra y qué tipo de contenidos se deben crear para llevar al usuario a convertir.

Esto no es únicamente aplicable a aspectos como el blog o los productos, sino que debe producirse sobre todo el contenido de la web. Desde la home hasta el contenido principal de alguna de tus urls más importantes pueden requerir de una vuelta de tuerca, un nuevo enfoque o incluso de un cambio radical si detectas que no se adecúa a la intención de búsqueda de tus posibles compradores.

Seguridad web

Uno de los aspectos fundamentales de cara a gozar de una página web sana es que cuente con un buen nivel de seguridad. Contar con un mantenimiento web fuerte y que haga sentir tu web inquebrantable te permitirá minimizar las vulnerabilidades que tu sitio pueda tener. Especialmente este apartado es demasiado delicado, por lo que insistimos en la necesidad de contratar un profesional que sea capaz de hacer frente a los ataques informáticos y no exponer nuestro sitio a los hackers.

El objetivo principal debe ser el de dotar al sitio web de todas las herramientas necesarias para evitar que la información confidencial sea expuesta por parte de cibercriminales. Algunas de las formas más comunes de estos ataques son los ataques DDoS, que pueden bloquear la página o hacerla funcionar muy lentamente, el malware, que podría hacerte entrar en la blacklist de, por ejemplo, Google; o la desfiguración, que reemplazará todo tu contenido por otro malicioso.

No existe una fórmula exacta para evitar estos contratiempos, pero sí hay varias cosas que puedes hacer por intentar evitarlos:

  • Mantener tu espacio actualizado.
  • Contar con contraseñas fuertes.
  • Configurar perfiles de usuario, de forma que los derechos de administración sean entregados al mínimo número de personas posibles.
  • Realizar backups diarios.
  • Dotar al inicio de sesión de la autentificación en dos pasos.

Mejoras SEO

El SEO quizás sea algo desconocido para alguien que no esté muy relacionado con el sector, pero te aseguramos que ya la gran mayoría de las empresas cuentan con un especialista que hace que tu competidor esté por delante de ti en el buscador de Google.

Si quieres incrementar la visibilidad de tu página, deberás implementar todas las mejoras SEO necesarias. Estas pueden ser desde la optimización de imágenes, etiquetas y corrección de enlaces rotos hasta la creación de una estrategia de contenidos a partir de un keyword research o la optimización de la velocidad de la página, uno de los factores SEO más importantes.

El SEO se basa en tres pilares básicos que debemos cuidar para poder aspirar a la primera posición en el buscador:

  • Indexación. Es lo más básico y puede resultar incluso obvio, pero hay una inmensa cantidad de webs que no son indexables por Google y, por tanto, están perdiendo una gran cantidad de tráfico. Comprobar que no haya ningún problema en la indexación debe ser el primer paso para poder aspirar a lo máximo.
  • Relevancia. Para posicionar, debemos tener un contenido que sea relevante tanto para Google como para el usuario. Aquí entran las famosas keywords y el tener un contenido superior al de nuestra competencia para empezar a ganar posiciones y, con ello, visitas.
  • Autoridad. Cuanto más contenido relevante y mejores sean nuestras posiciones, mayor autoridad obtendremos. Esta autoridad procederá tanto de la propia valoración que Google otorgue a nuestra web como del enlazado que otras webs hagan hacia nuestro contenido debido a su valor. Si obtenemos referencias y Google ve la valía de nuestra página, los nuevos contenidos que generemos partirán de una posición mucho más ventajosa desde el principio.

Actualizaciones web

Pese a que dejes el sitio en perfecto estado una vez creado, las herramientas que hayas utilizado sufrirán actualizaciones que mejorarán sus funcionalidades o su invulnerabilidad. Es importante mantener tu espacio actualizado no solo por las mejoras técnicas que ello supone, sino también por aspectos de seguridad. Por poner un ejemplo, la mayor parte de las actualizaciones que sufren los plugins de WordPress son debidos a pequeños errores que podrían provocar que un ciberdelincuente infectase tu sitio en un momento dado. Mucho cuidado con esto.

Copias de seguridad

Además del trabajo diario de todo lo que supone el mantenimiento web, no podemos olvidarnos del trascendental papel de las copias de seguridad. Las backups son unas de las grandes olvidadas cuando todo va bien o todavía no has tenido ningún problema, pero te podemos asegurar que nada te tranquilizará más cuando vengan mal dadas. Ten siempre disponible una copia de seguridad actualizada de tu sitio web por si cualquier problema surgiese.

Lo habitual es que sean diarias y se mantengan en un servidor externo durante al menos 7 días, aunque, si puedes permitírtelo, recomendamos conservar copias de hasta 30 días atrás.

Ventajas de contratar un experto en mantenimiento web

Una vez explicado todo lo que un especialista en el mantenimiento web puede hacer por ti, vamos allá con las ventajas que eso va a suponer para ti y tu negocio, que no son pocas.

  1. Ahorro de tiempo y dinero

Puede oler a tópico, pero es la realidad misma. Contar con un profesional del mantenimiento web te ahorra tiempo y, créeme, dinero. Son muchos los que se embarcan en la aventura de crear su propia web por si mismos y terminan embistiendo con una pared, pidiendo ayuda y, peor aún, pagando de más para arreglar los desperfectos ya creados.

  1. Dedicar más tiempo a tu negocio

Hay algo que muchos emprendedores olvidan a la hora de afrontar un negocio y es que su objetivo principal debe ser el de maximizar los beneficios de su verdadera labor, no el tratar de abaratar costes en ámbitos sobre los que no tiene conocimiento.

Esa hora que estás perdiendo editando una foto en Photoshop, bajándole el peso, adaptándola al espacio en el que quieres incluirla y peleándote con el editor web de turno hasta que quede bien puede resultarte mucho más caro que el contratar a alguien. El tiempo es dinero y, si consigues que tu negocio sea más y más rentable, el contratar a un profesional te parecerá barato a la larga.

  1. Tu web siempre vigilada

El poner tu web en manos de profesionales te permitirá desentenderte del día a día de tu web y dejar a un lado todas las preocupaciones que ello te pudiese generar. Estos especialistas se ocuparán de todo con un grado de conocimiento mucho mayor sobre la temática, lo que hará que ningún incidente te suponga un fuerte quebradero de cabeza.

  1. Tener siempre las últimas novedades

Además de un conocimiento avanzado sobre lo que puede pasar a tu web en cada momento presente, un especialista sabrá también qué puede pasar a tu web en el futuro. Como grandes profesionales, están al día de las tendencias en seguridad, hosting, tips de velocidad, SEO y cualquier otra tendencia por lo que prepararán tu web con anticipación para que tu espacio se adapte a cualquier norma o tendencia que pueda llegar a implantarse en el futuro.

  1. Tener a tu disposición un equipo de profesionales para ayudarte con la web y el correo

Pese a lo que muchos puedan vender, un servicio de mantenimiento web debe ir acompañado siempre de un mantenimiento del correo electrónico. Y es que, aunque te cueste creerlo, la gestión del correo electrónico puede llegar a ser incluso más compleja que la de cualquier página web.

Además, su importancia podría situarse incluso a la par. Si tienes un e-commerce, por ejemplo, necesitarás de un envío constante de correos no solo para hacer promociones, sino para indicar el estado de un pedido, agradecer una compra, dar la bienvenida a un nuevo usuario o enviar la factura de una venta. Estos aspectos son vitales en el día a día de cualquier web y a menudo se ven interrumpidos por un bloqueo de la IP o del dominio y pueden incluso hacer que tus clientes no reciban tus correos. ¿El motivo? Pues pueden ser muchos, pero seguramente estés siendo víctima de un ramsonware o secuestro de datos, de un ataque de phishing… Es una guerra a la que es mejor llevar un buen escudero.

Mantenimiento web

Informes mensuales

Si así lo especifica el contrato del servicio de mantenimiento web, tendrás a tu disposición unos informes mensuales que incluirán información pormenorizada de cómo ha ido la web a lo largo de los últimos 30 días. Generalmente, estos informes están formados por información general como pueden ser las estadísticas del tráfico web, una lista de las herramientas actualizadas durante el periodo, el estado de seguridad de la web o la velocidad que ha mantenido a lo largo de ese tiempo.

Sin embargo, hay otro tipo de información más específica que puedes solicitar a tu empresa de confianza si así lo crees conveniente:

  • Informes SEO. Estos informes analizarán más detalladamente la estrategia SEO que hayas contratado. Este informe no se limitará a mostrarte el tráfico, sino que se centrará en el apartado orgánico, indicando tu posición media e individual en Google, las palabras clave por las que estás rankeando, una actualización sobre qué está haciendo la competencia y algunas pequeñas recomendaciones para que los datos del próximo mes sean más positivos.
  • Informes de campañas de anuncios. Otro informe muy popular es el de la gestión de campañas que hayas decidido llevar a cabo en el último mes. En estos, se analiza el impacto de la inversión publicitaria indicando el número de visitas, el tiempo promedio que ese lead ha permanecido en la página, el número de conversiones o las palabras clave que han tenido más éxito a la hora de mostrar el anuncio.
  • Informe técnico. Este es quizás el más típico y el más menospreciado en ocasiones por las empresas. Los informes técnicos son vitales para mantener una web sana y que responda a las necesidades mínimas que tendrán todos nuestros visitantes: un estado de seguridad óptimo, una buena velocidad de carga, un sitio web actualizado y, en definitiva, un lugar que permita al usuario disfrutar de una experiencia satisfactoria. Sin esta serie de factores, todas las demás áreas no tendrían éxito.
  • Informe de analítica web. Circular por Internet sin fijarte en las métricas de tu web es como ir por la carretera con los ojos cerrados. Saber si vas o no por el buen camino debe ser contrastado con los datos que arroje tu espacio. Marcar objetivos y establecer unos valores que ayuden a medir si se está más cerca o más lejos es tan importante o más que cualquiera de los apartados anteriores.

Conclusión: el mantenimiento web compensa

Si has llegado hasta aquí quiero pensar que es porque se ha logrado el objetivo: hacerte ver la importancia del mantenimiento web. Asegurarte de que tu página ofrece una buena experiencia, es rápida y segura puede marcar la diferencia y sin duda ayudará a que se te vea como una empresa mucho más profesional. Si lo necesitas, Prismalia cuenta con un equipo de grandes profesionales dispuesto a ofrecerte el mejor servicio y al mejor precio, siempre valorando tu proyecto de forma individual y personalizada. ¡Consulta sin compromiso!

¡Compártelo en redes!

Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin
Share on whatsapp
Share on email
Prismalia
Prismalia

¿Necesita ayuda con tu web, estrategia SEO, SEM o Redes Sociales?

Abrir chat
¿Quieres que te aconsejemos?
¡Hola! 👋
¿En qué podemos ayudarte?